jueves, 2 de marzo de 2017

約翰福音 3:16 ^
  神 愛 世 人 、 甚 至 將 他 的 獨 生 子 賜 給 他 們 、 叫 一 切 信 他 的 、 不 至 滅 亡 、 反 得 永 生 。



John 3:16 ^
For God had such love for the world that he gave his only Son, so that whoever has faith in him may not come to destruction but have eternal life.



От Иоанна 3:16 ^
Ибо так возлюбил Бог мир, что отдал Сына Своего Единородного, дабы всякий верующий в Него, не погиб, но имел жизнь вечную.


Juan 3:16 ^
Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado á su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.

viernes, 3 de junio de 2016

El reino dividido.

1ra. Reyes 11:27 al 40

11:27 La causa por la cual éste alzó su mano contra el rey fue esta: Salomón, edificando a Milo, cerró el portillo de la ciudad de David su padre. 
11:28 Y este varón Jeroboam era valiente y esforzado; y viendo Salomón al joven que era hombre activo, le encomendó todo el cargo de la casa de José. 
11:29 Aconteció, pues, en aquel tiempo, que saliendo Jeroboam de Jerusalén, le encontró en el camino el profeta Ahías silonita, y éste estaba cubierto con una capa nueva; y estaban ellos dos solos en el campo. 
11:30 Y tomando Ahías la capa nueva que tenía sobre sí, la rompió en doce pedazos, 
11:31 y dijo a Jeroboam: Toma para ti los diez pedazos; porque así dijo Jehová Dios de Israel: He aquí que yo rompo el reino de la mano de Salomón, y a ti te daré diez tribus; 
11:32 y él tendrá una tribu por amor a David mi siervo, y por amor a Jerusalén, ciudad que yo he elegido de todas las tribus de Israel; 
11:33 por cuanto me han dejado, y han adorado a Astoret diosa de los sidonios, a Quemos dios de Moab, y a Moloc dios de los hijos de Amón; y no han andado en mis caminos para hacer lo recto delante de mis ojos, y mis estatutos y mis decretos, como hizo David su padre. 
11:34 Pero no quitaré nada del reino de sus manos, sino que lo retendré por rey todos los días de su vida, por amor a David mi siervo, al cual yo elegí, y quien guardó mis mandamientos y mis estatutos. 
11:35 Pero quitaré el reino de la mano de su hijo, y lo daré a ti, las diez tribus. 
11:36 Y a su hijo daré una tribu, para que mi siervo David tenga lámpara todos los días delante de mí en Jerusalén, ciudad que yo me elegí para poner en ella mi nombre. 
11:37 Yo, pues, te tomaré a ti, y tú reinarás en todas las cosas que deseare tu alma, y serás rey sobre Israel. 
11:38 Y si prestares oído a todas las cosas que te mandare, y anduvieres en mis caminos, e hicieres lo recto delante de mis ojos, guardando mis estatutos y mis mandamientos, como hizo David mi siervo, yo estaré contigo y te edificaré casa firme, como la edifiqué a David, y yo te entregaré a Israel. 
11:39 Y yo afligiré a la descendencia de David a causa de esto, mas no para siempre. 
11:40 Por esto Salomón procuró matar a Jeroboam, pero Jeroboam se levantó y huyó a Egipto, a Sisac rey de Egipto, y estuvo en Egipto hasta la muerte de Salomón.


martes, 12 de abril de 2016



El Tabernáculo de Dios dado a Moisés, figura y sombra de las cosas celestiales.

Carta a los Hebreos Cap. 8

8:1 Ahora bien, el punto principal de lo que venimos diciendo es que tenemos tal sumo sacerdote, el cual se sentó a la diestra del trono de la Majestad en los cielos,
8:2 ministro del santuario, y de aquel verdadero tabernáculo que levantó el Señor, y no el hombre. 
8:3 Porque todo sumo sacerdote está constituido para presentar ofrendas y sacrificios; por lo cual es necesario que también éste tenga algo que ofrecer. 
8:4 Así que, si estuviese sobre la tierra, ni siquiera sería sacerdote, habiendo aún sacerdotes que presentan las ofrendas según la ley; 
8:5 los cuales sirven a lo que es figura y sombra de las cosas celestiales, como se le advirtió a Moisés cuando iba a erigir el tabernáculo, diciéndole: Mira, haz todas las cosas conforme al modelo que se te ha mostrado en el monte.


Todos los días tenemos el privilegio de entrar al ''LUGAR SANTISIMO'' en la presencia de Dios, Cristo Nuestro Señor nos dice que podemos acercárnos confiadamente al TRONO de SU GRACIA!!! (Hebreos 4:16) 

Gloria a Dios y Gloria a nuestro Señor y Salvador, Jesucristo!

El Señor Jesucristo es ahora nuestro Sumo Sacerdote!

lunes, 24 de junio de 2013

jueves, 21 de junio de 2012

Por lo demás, hermanos míos, fortaleceos en el
Señor, y en el poder de su fuerza.

Vestíos de toda la armadura de Dios, para que
podáis estar firmes contra las asechanzas del diablo.
Porque no tenemos lucha contra sangre y carne,
sino contra principados, contra potestades, contra los
gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra
huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.
Por tanto, tomad toda la armadura de Dios,
para que podáis resistir en el día malo, y habiendo
acabado todo, estar firmes.
Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con
la verdad, y vestidos con la coraza de justicia,
y calzados los pies con el apresto del evangelio
de la paz.
Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que
podáis apagar todos los dardos de fuego del
maligno.
Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada
del Espíritu, que es la palabra de Dios;
orando en todo tiempo con toda oración y súplica en
el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y
súplica por todos los santos;
y por mí, a fin de que al abrir mi boca me sea dada
palabra para dar a conocer con denuedo el misterio del
evangelio, por el cual soy embajador en cadenas; que con
denuedo hable de él, como debo hablar.

Carta a los Efesios capítulo 6: 10 al 20

miércoles, 10 de agosto de 2011

El Crecimiento del Cristiano

El Crecimiento

Todos sabemos que las raíces desempeñan un papel fundamental en el crecimiento de un árbol. Son las que sacan de la tierra los elementos indispensables para la vida vegetal: agua y sales minerales. Estos elementos sacados del suelo circundante y transmitidos por la savia a las hojas, serán transformados por la acción del sol en sustancias nutritivas para constituir las fibras y los frutos del árbol. El que observa sólo constata el resultado de este trabajo invisible. El vigor del árbol, sus flores y sus frutos revelarán la riqueza de la tierra y el buen funcionamiento de la red de raíces (Jeremías 17:7-8).

Ocurre lo mismo con todo ser humano: lecturas, distracciones, lugares y personas con las que trata, pasatiempos, si los comparamos con ese alimento absorbido por el árbol, tienen una gran influencia sobre su comportamiento y su manera de pensar. A cada uno de nosotros nos corresponde escoger en qué suelo vamos a introducir nuestras raíces, qué es lo que va a alimentar nuestra mente y nuestros sentimientos.

El cristiano no puede crecer espiritualmente si no saca su alimento del rico alimento que es la Palabra de Dios. En ella hallará las verdades y las promesas para enfrentar con confianza las intemperies de la vida. Si lee la Biblia con regularidad y perseverancia, será ese árbol verde y lleno de savia, que lleva fruto hasta la vejez. “Aun en la vejez fructificarán; estarán vigorosos y verdes” (Salmo 92:14).

Fuente: la buena semilla.net ®


jueves, 30 de septiembre de 2010

Su preciosa sangre


Ni con todo el valor de las indulgencias, obras, sacrificios y ofrendas de las religiones más famosas se pudo comprar nunca una sola alma eterna para el cielo. (Marcos 8:36)
Pero los pocos litros de la preciosa sangre que Dios el Hijo hecho hombre derramó en la cruz, muriendo en nuestro lugar, fueron suficientes para limpiar potencialmente los pecados de toda la humanidad (Mateo 26:28 - Colosenses 1:14 - Hebreos 9:22)
Porque la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado (1ra. Juan 1:7)
Clavado en la cruz, desangrándose aún por nuestros pecados, el Creador del universo, que ha tomado sobre sí los de todos (1ra. Pedro 2:24), “por cuanto todos pecaron y están destituidos de la gloria de Dios” (Romanos 3:23), dice: “Consumado es” (misión cumplida) (Juan 19:30).Así paga con su preciosa sangre nuestra deuda, y, pone a nuestro alcance la reconciliación con Dios el Padre (1ra. 1:18-19; 2da. Corintios 5:18-19; Romanos 5:9-11; Colosenses 1:20-22; Hebreos 10:10-14).
Desde entonces, toda persona que recibe el sacrificio del Cordero de Dios (Jesucristo) por completo y suficiente, Dios lo adopta amorosamente por hijo, y le da vida eterna en el reino de los cielos. (Juan 1:12; Juan 1:29)
Puedes no entender tanto amor de su parte, sin embargo es un hecho que “de tal manera amó Dios (el Padre) al mundo, que nos ha dado a su Hijo unigénito (Jesús) para que todo aquel (tú) que en el cree, no se pierda (en el infierno) más tenga vida eterna (en el cielo) (Juan 3:16)Amado lector, la puerta del cielo está abierta para tí desde la cruz del calvario (Juan 14:2 - Juan 10:7)
¿Te quedarás fuera? (Apocalipsis 21:27)
¿O le tomarás a Jesús sus palabra? que dice: “Todo el que invocare el nombre del Señor será salvo” (Hechos 2:21 - Romanos 10:13).
Con sinceridad, ora tu propia oración, o está:
Señor Jesús, confieso con mi boca que tú eres el Señor, y creo en mi corazón que Dios le levantó de los muertos (Romanos 10:9,10)Y me proclamo salvado por fe,porque tu has dicho que así lo sería (Efesios 2:8,9) Eres Dios, y no mientes (Números 23:19).
Sé que soy pecador, y arrepentido te confieso que necesito tu perdón y salvación (1ra. Juan 1:9)Por favor, perdóname y sálvame. Desde ahora te recibo por Salvador personal y te hago mi Señor. Señor mío y Dios mío, Jesucristo, te doy las gracias por haber derramado tu preciosas sangre y haber muerto por mí. Creo que a los tres días resucitaste para mi justificación, y después ascendiste al cielo, donde intercedes siempre por mí ante el Padre. (Romanos 4:25;Lucas 24:6,7 y 51 ; 1ra. Corintios 15:3-4; Hebreos 7:25)
Por favor, ayúdame a serte fiel hasta el fin, en el nombre de Jesús.
Amén